derrota y culpa

Análisis no verbal a Pedro Sánchez al convocar elecciones 2019

¿Qué nos dice Pedro Sánchez con su comportamiento no verbal al convocar elecciones? Como comentamos siempre en este blog, el discurso verbal se elige. La actividad lingüística está asociada a estructuras específicas del cerebro “racional”. Del discurso no verbal pueden elegirse ciertos elementos; pero otros son inconscientes y están relacionados con la actividad emocional. Por eso, cuando hacemos un análisis del comportamiento no verbal a alguien, debemos analizar lo que dice verbalmente (intencionalmente) y lo que dice de forma inconsciente a través de gestos, posturas, expresiones faciales, el habla (prosodia)…, fuente de una información más auténtica y espontánea. Todo ello siempre teniendo en cuenta el contexto y a la luz de las investigaciones que hay y que se van actualizando.

Siempre, siempre, si analizamos algo sale. A veces se trata de información muy interesante, datos “jugosos” de los que tirar del hilo. Otras veces, no tanto. Hagamos el análisis y que cada cual evalúe si le es útil e interesante.

Tenemos por un lado un Sánchez que ha (o le han) estructurado el discurso verbal de la siguiente manera:

  1. habla de cómo se ha llegado a esta situación + opciones que tienen
  2. sus ideas para España (mini mítin)
  3. retoma la convocatoria de elecciones + fecha

Si analizamos lo verbal + lo no verbal en conjunto, ¿qué observamos?

SABE QUE NO SE HA HECHO TAN BIEN

Se encoge 3 veces de hombros al mencionar el bloqueo y los propios presupuestos: “después de casi nueve meses de avance y transformaciones buenas para los ciudadanos, nos hemos topado con un bloqueo, en forma de rechazo”; y también se encoge de hombros cuando dice “y por tanto si son los [presupuestos] más sociales, los más necesarios en nuestro país”. Puede interpretarse como una inseguridad respecto a los presupuestos. Él los presenta como un gran logro verbalmente, pero no se muestra realmente seguro de ello.

encoge hombros

DOLIDO y TRISTE con la situación, PERO CONVENCIDO

Vemos enfado cuando menciona en varias ocasiones el rechazo a los presupuestos, tanto en la expresión facial como con la intensidad en la gesticulación.

ira rechazo presupuestos

Muestra con el tono y velocidad de voz, y con una postura encogida, tristeza en este momento:  “Entre las 2 opciones: o convocar y no hacer nada y continuar sin presupuestos, o convocar y dar la palabra a los españoles, elijo la segunda.” Tristeza que podemos asociar con la despedida del cargo, y con no haber conseguido su objetivo de aprobar sus presupuestos.

Asimismo, se muestra convencido de que prefiere convocar elecciones que mantener unos presupuestos que no van con él y por los que siente rechazo total, pues asiente con la cabeza al mencionar que eligen la opción de convocar elecciones.

RECHAZO AUTÉNTICO a dejar las cosas como están:

Su ideario es coherente tanto con sus palabras como con sus gestos: encontramos 2 expresiones faciales de asco para las 2 veces que habla de los presupuestos del gobierno anterior. Él realmente cree que se debe avanzar en esta materia.

INCOHERENCIA:

Al expresar: “la disyuntiva que se nos plantea es clara: o continuar gobernando con unos presupuestos que no son los nuestros y que incumplen las exigencias sociales, o bien [y aquí vemos duda al elevar la barbilla] creer, como creo, que España no tiene un minuto que perder.”

Y acto seguido empieza unas frases con otro tono, sin emociones, con gestos coherentes con el discurso verbal pero que por la sincronía que observamos podríamos pensar que son estudiados. Los gestos o expresiones faciales espontáneos suelen preceden a la palabra.

Uno podría pensar que el discurso verbal delata la intención: ¿quién no tiene 1 minuto que perder, España o Pedro Sánchez?

ENTRE LA DERROTA Y LA CULPA…

…en la gestión de la unidad de España. Al mencionar: “fortaleciendo la cohesión social y la cohesión territorial como único garante para conservar y preservar la unidad de España” observamos: por un lado gestos ilustradores que enfatizan ese “único garante”, pero por otro vemos cómo baja la cabeza (derrota) y que acaba mostrando ampliamente una expresión facial de culpa, apretando por un lado los labios a la vez que eleva las cejas.

derrota y culpa

Como resumen, podemos decir que se trata de un momento muy intenso mental y emocionalmente para Sánchez, como es lógico en una situación como la que vive. En cuestión de pocos días ha habido mucha tensión política por la mediación con Cataluña, por la negociación de los presupuestos, y por la coyuntura de que si estos no se respaldan había que convocar elecciones. Unas elecciones en un clima político delicado y bastante movido entre el juicio del procés, los nuevos partidos emergentes, y más que pronto podremos ir analizando.

En general, hemos vemos a un Sánchez bastante derrotado, replegando la postura al bajar la cabeza constantemente. También notamos tensión, mantiene un tono y ritmo controlados, pero se humedece bastante los labios y coge aire. Esto es propio de una situación de cierta ansiedad.

Qué echo de menos como analista: si yo fuese él o quien le asesora, le diría que hablase más “con el corazón en la mano”. No pasa nada mostrar, y expresarlo verbalmente, una derrota. Total, te estás mostrando derrotado igual, con la postura, con la ansiedad al humedecerte los labios, con la respiración. Pues para eso mejor optar por la honestidad, en vez de hacer campaña. Primero mostrar las cartas y luego ya pasar a la acción. Eso hubiera recomendado yo.

Cosas para tomar nota nosotros, tanto en lo profesional como lo personal (que es la motivación de este blog).

  • por mucho que construyamos nuestros discursos verbales con la intención de comunicar en un sentido determinado, las emociones y sentimientos salen a flote.
  • a veces, muchas veces de hecho, hablar desde la honestidad convence más, aunque estés diciendo lo contrario de lo que tocaría. Porque un discurso sincero resulta creíble y la credibilidad convence. La incoherencia siembra duda. Un buen líder es honesto y sabe reconocer y explicar cómo se siente. Quien dice un buen líder dice un@ director@ de proyectos con su equipo, una madre/padre, un profesor para con sus alumnos, un cargo militar de alta graduación… La aplicación es total.

Poco más que añadir hoy. Se abre otro capítulo en nuestro panorama político nacional, y aquí estaremos para analizar y poder aprender.

Un cordial saludo, queridos amigos,

Ana

Ana de Puig

Comentarios : ( 2 )

  1. Me ha encantado Ana. Eso sí, cuando nos veamos no voy a hablar ni voy a moverme. Un abrazo

    • Fer me alegro de que te haya gustado el análisis. Jajaja piensa que para un discurso de 2 min como este, estoy 2 horas analizando a cámara muy lenta y agrupando datos. En persona en una conversación informal eso no sucede! 😀 Abrazo!

Deja un comentario :